Faith, Uncategorized

Obediencia 

Cuántas veces Dios te a dicho que tienes que hacer algo y no lo has hecho? Probablemente le has dicho a Dios “es que qué pena”, “que irán a pensar”,”ay no, eso no es tan importante”. Siempre buscamos justificaciones y excusas cuando se trata de hacer algo que no queremos. 

Pensamos que el no obedecer no es un pecado y por eso probablemente lo hacemos muy seguido, o por eso nos justificamos tanto. Pero es increíble lo delicado que puede llegar a ser la desobediencia. 

1 Samuel 15:23 

“PORQUE COMO PECADO DE ADIVINACIÓN ES LA REBELIÓN, Y COMO ÍDOLOS E IDOLATRÍA LA OBSTINACIÓN.”

Nos deja una perspectiva de lo delicado que es jugar con la desobediencia. 

Procuremos obedecer y estar atentos a lo que Dios pide de nosotros. 

Obediencia. 

Advertisements
Standard